Hipertension y cuidados minimos

XXXLimagenLa hipertensión es ese enemigo silencioso que puede afectar a cualquiera y que, sin embargo, sus síntomas en la mayor parte de los casos son imperceptibles, pero implacables con quien la sufre. Para enfrentar este mal que afecta a un número tan elevado de la población mundial, los expertos recomiendan una vida y dieta saludable y, además, también existen esos viejos remedios naturales que la mayor parte de la gente ignora por su sorprendente origen.

La presión sanguínea está determinada por la cantidad de sangre bombeada por el corazón y por el tamaño y condición de las arterias. Hay muchos otros factores que pueden afectar la presión sanguínea, entre ellos:

  • el volumen de agua en el organismo
  • la cantidad de sal en el cuerpo
  • la condición de los riñones
  • del sistema nervioso
  • de los vasos sanguíneos
  • los niveles de las diferentes hormonas en el cuerpo

Parece que la hipertensión “esencial” no tiene causa identificada; puede ser ocasionada por factores genéticos y factores ambientales, como el consumo de sal, entre otros. Es también más frecuente que aparezca si la persona es obesa, lleva una dieta rica en sal y pobre en potasio (pobre en verduras, frutas y frutos secos, legumbres, cereales integrales), bebe elevadas cantidades de alcohol, no realiza actividad física, o sufre de estrés psicológico. La hipertensión esencial comprende más del 50 por ciento de todos los casos de hipertensión.

La persona cuyos padres han tenido hipertensión arterial es más susceptible de desarrollarla. Las personas de raza negra también son más propensas a padecerla que los de raza blanca. Los varones tienen mayor riesgo que las mujeres hasta la edad de 55 años; a partir de los 75 años, las mujeres tienen más posibilidades de desarrollar hipertensión arterial. La tensión arterial suele subir con la edad y por ello los ancianos tienen más peligro de desarrollar la hipertensión.

Generalmente no se presentan síntomas, pero, ocasionalmente, la persona puede experimentar un dolor de cabeza leve. Si este dolor de cabeza fuese fuerte y persistente o si la persona experimenta cualquiera de los síntomas que aparecen a continuación debe de consultar de inmediato con su médico, ya que puede indicar una tensión sanguínea excesivamente alta o una complicación de dicha presión sanguínea alta y resultar peligroso.

  • Cansancio
  • confusión
  • cambios en la visión
  • dolor de pecho tipo angina
  • insuficiencia cardiaca
  • sangre en la orina
  • hemorragia nasal
  • latidos cardíacos irregulares
  • zumbido o ruido en el oído.

Para el tratamiento de la hipertensión los médicos recomiendan llevar una dieta adecuada a las necesidades individuales, con control de sodio y una serie de recomendaciones que orienten a la persona hacia un estilo de vida más saludable. Por lo general, el consumo de sal en las comidas es muy superior al que debería de ser sano. El exceso de sodio se relaciona con la retención de líquidos en los tejidos del cuerpo, y por tanto, con el incremento de los valores de tensión.

Cuanto menos sodio contenga la dieta, más fácil será eliminar ese exceso por la orina y así contribuir a normalizar los niveles de tensión arterial. Las dietas pobres en sodio también benefician a personas que padecen de enfermedad cardiovascular o hepática avanzada con retención de líquidos.

XXXLimagenSe recomienda, sobre todo, mantener un peso saludable, dependiendo de la altura y la complexión, mediante una ingesta adecuada de calorías.
Prescindir de la sal de mesa (normal, marina, yodada) y de la sal en el cocinado de los alimentos.
Escoger las carnes más magras y quitar la grasa visible antes de su cocinado: pollo, pavo, conejo, caballo, cinta de lomo, ternera magra, solomillo de buey, ternera o cerdo; y desgrasar los caldos de carne o aves en frío.
Aumentar el consumo semanal de pescado fresco a unas cuatro raciones. Se permite el consumo de 4 a 6 huevos (salvo contraindicación médica).
Aliñar los platos con aceites vegetales (oliva, girasol) mejor que con mantequilla o margarina, añadiéndolos a los alimentos después de cocinados para evitar exceso de grasa y colesterol.
Uno de los tópicos más extendido es el de la peligrosidad que entraña el café, sin embargo, el efecto del café en la tensión arterial es escaso y de breve duración, por eso no es preciso suprimirlo, aunque se recomienda tomarlo con moderación. El calcio es importante tomarlo en cantidades adecuadas. El calcio necesario lo aportan diariamente: 2 vasos de leche o 1 vaso de leche más 2 yogures, o en su lugar 60 gramos de queso bajo en sodio.

Preparar platos para congelarlos, ya que los precocinados tienen una alta cantidad de sodio. Y si se come fuera de casa se deben elegir platos como ensaladas, aves o pescados a la parrilla en lugar de fritos o guisos.

XXXLimagenCuidados Naturales:
Hojas de olivo .- Una o dos tisanas de hojas de olivo es un buen remedio que ayuda a bajar la tensión sanguínea y mejora la circulación. Esta tisana se prepara añadiendo una cucharilla de hojas secas de laurel a un vaso de agua hirviendo.

Mantener en remojo prolongado los alimentos envasados. De esta manera se reduce el sodio de las verduras y los pescados congelados, las legumbres envasadas y las conservas dejándolas en remojo durante diez horas o haciendo una doble cocción.

Un diente de ajo cada día.- Además de intensificar el sabor de los alimentos, ingerir un diente de ajo a diario reduce el colesterol, fluidifica la sangre y, gracias a ello, reduce la presión arterial que la sangre ejerce sobre las paredes de los vasos sanguíneos al ser bombeada por el corazón. Los expertos recomiendan ingerir un ajo crudo al día durante tres meses para suprimir la presión arterial alta.

Apio en el menú diario, incluirlo en la comida o en la cena es uno de los mejores consejos para disminuir la tensión. El agua de su cocción y la infusión de sus semillas, a razón de un cucharadita por taza de agua hirviendo, son otro de los remedios más efectivos.

XXXLimagen Cuidados contra la hipertension

separador

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s